Béatrice et Bénédict, TCE

El pasado sábado tuvo lugar el segundo concierto de la ópera Béatrice et Bénédict de Berlioz en el TCE. Sir Colin Davis dirigió a los solistas y la Orchestre National de France y el Chœur de Radio France.

Podría llamar la atención que una ópera tan francesa contara con un inglés para la dirección y de dos cantantes estadounidenses para los roles principales pero cada uno de ellos desempeñó sobradamente su papel.

Otro aliciente era que se quiso ir más allá de la versión en concierto de la ópera. Tanto la orquesta como el coro e incluso el propio Davis tomaron parte en la semirepresentación que hizo las delicias del público. Pudimos ser testigos de algo inusitado como que le rompieran la batuta al maestro y que le relegaran a una silla con la excusa de que era inglés.

Empezaremos con las intérpretes femeninas. Nathalie Manfrino, como Héro, me pareció correcta. Aunque tiene una bonita voz de soprano en ocasiones le cuesta que se proyecte y corra. Quizá el problema se deba a una cuestión postural porque tiene tendencia a echar el tronco hacia adelante.

Élodie Méchain, como Ursula, también me pareció bien. La voz se proyectaba bien y me pareció que tenía cuerpo de contralto, cosa que ya tiene mérito.

La Manfrino y la Méchain estuvieron muy bien en el dúo final del primer acto, Nuit paisible et sereine!, que fue muy aplaudido.

La mezzosoprano estadounidense Joyce DiDonato, como Béatrice, debutaba este rol en su idioma orginal. El otoño pasado debutó el papel en una adaptación en inglés en la Houston Grand Opera. Su francés es bastante bueno y en las partes habladas se ha defendido muy bien.

Uno de los momentos más esperados y de compromiso de este papel es el ária del tercer acte Dieu! que viens-je d’entendre?, que ya comentamos en el blog con una interpretación referencial de Frederica von Stade. La DiDonato lo ha cantando con mucha vehemencia y ha sido especialmente impactante en La nuite suivante fu remplie…

Escuchémosle en este fragmento, de 10 m. y 17 s. de duración,  que tuvo a todo el público conteniendo el aliento, de lo más atento.

Si no se oye bien el clip de audio con el reproductor descargad Dieu! que viens-je d’entendre?

Veamos a las tres protagonistas femeninas, Nathalie Manfrino, Joyce DiDonato y Élodie Méchain en el trío Je vais d’un coeur aimante, del tercer acto.

Video de cocktails66.

En cuanto a la parte masculina destacar el Bénédict de Charles Workman, que ya pasó por el GTL para La Clemenza di Tito de la temporada 2006-2007. Cantó muy bien su parte y dominó las partes recitadas.

El resto del reparto masculino era autóctono, todos ellos más que correctos. Quizá un poco mejor los barítonos, Jean-Françoise Lapointe (como Claudio y con una voz joven adecuada al papel) y Jean-Philippe Lafont (divertidísmo como Somarone, el encargado de romper la batuta a Davis) que los bajos Nicolas Cavallier (como Don Pedro) y Christophe Fel (como Léonato).

Tanto la orquesta como el coro ofrecieron un sonido compacto, donde ninguna sección desentonó, acompañando a los cantantes sin taparlos en ningún momento. Fueron bien dirigidos por Davies que nos ofreció un Berlioz fluido y alegre muy acorde con la trama de Béatrice et Bénédict, una adaptación libre de la obra Mucho Ruido y pocas nueces de Shakespeare.

Al final gran ovación para los intérpretes que tuvieron que salir a saludar varias veces. La verdad es que mereció la pena el viaje a París. Salir del teatro y ver la lluna llena y la torre Eiffel cerca también mereció la pena.

Publicado el 10 febrero 2009 en General y etiquetado en , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Mei, seguramente Colin Davis es el director especialista en Berlioz por antonomasia.
    Creo que ha hecho dos veces la integral de la obra operística, la famosa edición de la Philips y luego la fantástica edición en directo de la LSO.

    Sin lugar a dudas la DiDonato incorporando este rol podría seguir insistiendo con la Marguerite o incluso la Casandra. Berlioz le va como anillo al dedo
    Lo de Workman ya es otro cantar y nunca mejor dicho. La emisión tan particular del registro agudo me saca de mis casillas.

    Gracias por la crónica. Estás hecha una viajera insaciable

  2. Joaquim, Workman no me pareció especialmente desagradable…

    Habrá que ver si la DiDonato incorpora nuevos papeles de ópera francesa a su repertorio… De momento estará ocupada con La donna del lago que debutará la próxima temporada en Ginebra…

    PS: Le he encontrado el gusto a esto de ir por ahí… Nunca se sabe lo que puede pasar…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: